La Sentencia.

Hay que ir adelante, avanzar. Cuando te encuentres un traidor llámale traidor. Cuando te encuentres un ladrón, llámale ladrón. Cuando te encuentres un cobarde, llámale cobarde. Siempre adelante, hasta encontrar el sepulcro del hombre que nos va a rescatar en los luceros. Miguel de Unamuno.

jueves, 23 de diciembre de 2010

El villancico de Revilla.

Al menos queda más original que el tradicional discurso navideño que nadie escucha.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada